domingo, 6 de julio de 2008

Charles siendo engullido por mi suéter

(no se sabe si logró salir de ahí)